¿Qué distingue a un buen videógrafo?

videografo

Sabemos que no existe una fórmula mágica que nos ayude a dar con el profesional adecuado para nosotros pero sí que encontramos las claves de lo que para nosotros se define como un buen videógrafo.

Antes de nada y aunque encontramos que muchas empresas no los distinguen, un fotógrafo y un videógrafo no son lo mismo. Se trata de profesionales, que aunque puedan trabajar las dos áreas, tienen que tener habilidades diferentes.

Así que, antes de contratar un reportaje de vídeo, deberemos fijarnos en la parte creativa de este, su edición o montaje o nos encontraremos con vídeos largos, monótonos y sin un hilo conductor.

Imágenes inestables, audios incoherentes o una edición que brilla por su escasez es lo que podemos encontrarnos si no elegimos con cuidado a un buen profesional.

 

¿Qué cualidades debe tener un buen videógrafo?

 

1- Amor por su trabajo y por aprender

Todos hemos conocido profesionales de cualquier sector que, una vez terminados sus estudios, se dedican a “ganar dinero” y ya. Los mejores profesionales sienten una curiosidad infinita por aprender constantemente y seguir mejorando.

No solamente basta ser el mejor de la promoción, hay que seguir mejorando, practicando y aprendiendo nuevas técnicas (ya que el mundo de la tecnología se renueva cada año y si no manejamos las novedades corremos el riesgo de quedar obsoletos o dejarnos grandes avances en el camino).

Saber cómo la sensibilidad de la luz impacta sobre la calidad del video, ser un profesional con software de edición avanzada… todas estas características solamente las tendrán los profesionales que hayan decidido seguir aprendiendo y que, en ese aprendizaje y en el ejercicio de su profesión, encuentren placer.

 

2- Saber fluir con la corriente y con el desarrollo del evento

Cada vídeo es diferente y, a veces, hay que saber improvisar sobre la marcha. Un buen videógrafo debe ser organizado y también saber improvisar.

Para entenderlo mejor, deberá saber crear una historia pero a la vez deberá saber cambiar y adaptarse a escenarios en los que empieza a llover, hay más gente de la prevista, hace aire… 

 

3- Tener siempre presente la iluminación para usarla a su favor

Cuando hablamos de fotografía y videos artísticos, la luz lo es todo: cambia las perspectivas y las emociones que genera en los que vean el vídeo final. Un buen profesional sabrá calcular el ángulo en el que tiene que grabar para que el vídeo quede perfecto.

 

4- Comprender la composición de la imagen

No solamente debemos fijarnos en los primeros planos: un buen profesional evaluará siempre el entorno para encontrar la composición correcta.

 

5- Hacer ajustes manuales cuando sea necesario

Encontraremos que en las cámaras profesionales de hoy en día, cualquiera puede hacer fotos o grabar con calidad ya que vienen equipadas con tecnología sofisticada y controles automáticos. Pero un buen profesional sabrá que esta tecnología no siempre actúa en nuestrofavor. En la mayoría de los casos, optar por la modalidad manual, nos asegurará un mejor resultado y de mejor calidad.

 

6- Aprender a usar los ángulos correctamente

Saber encuadrar a una persona que mire directamente a la cámara, usar la técnica de “vista 3/4” (alejarse y pedirle a la persona que gire solamente la cabeza y no el cuerpo hacia la cámara) son trucos que los buenos vídeografos usan para mejorar la estética del video.